Antes de Jesús el judaísmo esperaba un Mesías que resucitase al tercer día

El hallazgo y una interpretación reciente de la llamada Piedra de Gabriel en la margen oriental del Mar Muerto fechada un siglo antes de Jesús, afirma la teoría de que una línea de pensamiento judía estaba persuadida de que el Mesías aparecería, moriría y resucitaría tres días más tarde.

Una misteriosa tabla encontrada en el Mar Muerto y fechada en el siglo I antes de Cristo, y que un coleccionista israelí compró hace ocho años en Jordania, sugiere la idea de que la resurrección del Mesías es anterior al propio cristianismo, y que ya existía esa idea en el seno del judaísmo antes del nacimiento de Jesús.

Esta misteriosa tabla judía, cuyo texto acaba de ser descifrado en Israel, habla de la resurrección del Mesías un siglo antes del nacimiento de Cristo. Si esto es así, el judaísmo pudo incorporar esa idea basándose en sus textos sagrados antes que el cristianismo, y en ese caso la resurrección de Jesús sería una evidencia más del cumplimiento de las profecías en su condición de Mesías.

La premisa de que Jesús era el Mesías y resucitó tres días después de su muerte es el fundamento de la fe cristiana. De confirmarse que la resurrección es una creencia que ya existía al menos en una parte del pensamiento judío, Jesús -que adoptó para si el título de Mesías de Israel- simplemente habría cumplido lo que ya la teología judía había entendido: que el verdadero Mesías había de resucitar tras su muerte al tercer día.

LA TABLA
El judaísmo siempre ha considerado a Jesús nada más que un profeta que modificó las creencias tradicionales, pero no el Mesías ni el hijo de Dios. Ahora un grupo de investigadores reabre el debate tras ser descifrado gran parte del texto que contienen los 87 renglones escritos en hebreo sobre la tabla.

La prensa israelí llama a la tabla “La visión de Gabriel” porque gran parte de su texto se refiere a una visión del apocalipsis transmitido por el ángel Gabriel. Israel Knohl, profesor de estudios bíblicos de la Universidad Hebrea de Jerusalén, ha explicado que se trata de un texto profético escrito en una gran tabla de piedra caliza gris en el primer siglo antes de Cristo.

Según la interpretación de Knohl, la tabla plasma la idea de que la sangre del Mesías muerto y resucitado es necesaria para lograr la redención (otro fundamento del mensaje de Jesús: el perdón y el poder del sacrificio de su sangre en la cruz), y ello demostraría que esa premisa fue adoptada por el judaísmo antes del nacimiento de Jesús, ya que el texto se ha fechado mucho antes de su nacimiento.

“Yo identifiqué una idea judía no reconocida anteriormente, que la sangre del Mesías es necesaria a fin de lograr la redención nacional. La idea de un torturado Mesías que fue resucitado tres días después de su muerte fue adoptada por el judaísmo antes del nacimiento de Jesús. Las ideas principales del mito de Jesús existían en el judaísmo”, comentó Knohl.

TRES DÍAS
El texto de la tabla contiene 87 líneas y hacia el final hay una frase que contiene las palabras “shloshat iamin” (tres días) seguida de una palabra que no se podía leer y que ahora Knohl interpreta como “hayia”, que se podría traducir como “para vivir”.

Esa palabra cambiaría el sentido del texto, asegura, que se puede interpretar como una descripción del ángel Gabriel elevando al profeta-Mesías a la vida tres días después de su muerte.

OTRAS INTERPRETACIONES
El debate se ha encendido. Hay algunos que escriben que “es la prueba de que era una leyenda antigua que los cristianos posteriormente adoptaron y aplicaron a Jesús”. Otros piensan que “la interpretación de Knhol no es fiable ya que es difícil sacar conclusiones de una línea escrita en una tabla tan vieja y deteriorada”.

Fuente: Agencias. Redacción: ACPress.net

Staff Voz de Vida

Voz de Vida es un ministerio independiente sin animos de lucro y con la misión de publicar y hacer conocer noticias cristianas de interés siempre impulsados por el Espiritu Santo para llevar bendición a donde te encuentres.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: